Estrambóticas palabras que me dejan de piedra



Dicen que nunca te acostarás sin aprender una cosa más y aunque no soy  persona  de refranes,  a éste en concreto voy a tener que darle la razón,  pues dos extrañas palabras, sonoras y contundentes,  se me han revelado de sopetón. Poco importa que los de la Real Academia de la Lengua Española no las incluyan en sus ortodoxos listados, yo a lo mío, así que aquí va este post dedicado a ellas.

La primera es compuesta y  la encontré de casualidad, buscando información sobre arquitectura antigua. Se trata de la palabra botarruedas, que hace alusión a unos elementos arquitectónicos populares,  típicos en la ciudad de Sevilla,  que se disponían  entre los pavimentos y las fachadas de las casas para evitar que las ruedas de los carros las dañaran. Un paseo por el casco histórico de la ciudad con los ojos bien abiertos, bastan para ver que efectivamente los botarruedas están aún en muchas esquinas, como podéis apreciar en las imágenes que he tomado en un concienzudo y divertido paseo. Se utilizaban desde barras de hierro, ruedas de molino, columnas romanas... hasta un curioso hombre de piedra.



Ruedas de molino en la calle Don Remondo (Barrio de Sta. Cruz - Sevilla)






Columna entre las calles Bamberg y Abades (Barrio de Sta. Cruz - Sevilla)


Habéis leído bien,  entre Santa Clara y la Alameda de Hércules, existe una calle que debe su nombre a una figura de piedra que, en una hornacina a la altura del suelo, aparece enterrada de medio cuerpo. Conocía la existencia de este pétreo hombre, pero no sabía que hubo un tiempo en que tuvo oficio de botarruedas. El torso parece ser de época  romana, pero Sevilla, que es ciudad muy dada a las leyendas, ha especulado siempre con una fantasmal historia  para explicar el origen de la figura.  Cuentan que una procesión pasaba por aquella calle y todos los asistentes se arrodillaron,  excepto un personaje llamado El Rubio. Todos le pidieron que hiciera lo mismo, pero él se negó diciendo: “No me arrodillaré sino que me quedaré en pie siempre”. Y vaya si se quedó, de piedra y hundido hasta los muslos... pobre.


El hombre petrificado de la Calle Hombre de Piedra (Barrio Alameda - Sevilla)



La segunda palabra ha tenido beneficios directos en mi estómago, zurrutraque! Desde hace meses tenía muchas ganas de ir a la Taberna Zurrutraque, recién abierta en el barrio del Porvenir, así que aproveché una ocasión muy especial para hacer una visita. Con un precio estupendo y un local muy coqueto, donde las tapas y los vinos aparecen anotadas a tiza en dos grandes pizarras, la cocina es realmente buena. Se nota la mano de una persona con experiencia como es su cocinero Daniel Torres, formado en la escuela de Lezama y en las mejores cocinas del país (Berasategui y Adúriz) y del resto de Europa, algunas de ellas con varias estrellas Michelín. Su carta de vinos es excelente, hasta para tomar sólo una copa tienes donde elegir entre varias denominaciones de origen.




La lista de tapas hace la boca agua, desde la pierna de cordero en su jugo con polenta, dátiles y nueces; capuccino de pringá; atún a la plancha con cous-cous y especias...verdaderamente no sabíamos donde elegir. Al final nos decidimos por la  carrillera al vino tinto con arroz, el bacalao con puré de manzana y  morcilla a la plancha, las patatas al zurrutraque y,  una curiosidad, el huevo friky (ya apuntaba el título del post que la cosa iba de rarezas), consistente en una crema parmentier de patata al sifón, con huevo, chorizo y jamón servida en una copa de cóctel. Me quedé con ganas de probar su postre de helado de galleta María, pero no estaba disponible ese día, así que es una excusa perfecta  para volver. Realmente recomendable esta taberna.  ¿Y qué significa la palabreja? Pues parece ser que la abuela de Daniel cuando comía muy deprisa le solía decir "¡que te va a dar un zurrutraque!". Podéis adivinar más o menos su intención.


Y para finalizar, aquí os dejo algunas de las imágenes de las relatadas exquisiteces. Espero que ni os quedéis de piedra ni os dé un zurrutraque, nada más lejos de mi intención. 

Merluza con puré de manzana y morcilla asada



Carrillera al vino tinto



Patatas al zurrutraque



Huevo friky



The Stone Roses - Made of Stone


The Stone Roses, uno de mis grupos favoritos. La banda más emblemática del sonido Manchester de los 90. Con su primer disco homónimo, al que pertenece el tema de la entrada, se convirtieron en 1989 en toda una banda de culto, adorados por los críticos musicales. Hasta 1994 no publicaron su segundo y último trabajo  de estudio “Second Coming”, para desesperación de sus sufridos seguidores.

20 delikados susurros:

nieves dijo...

La verdad es que las palabrejas, tienen su aquel jajaja, pero es interesante investigar en lo desconocido, pues nos encontramos con historias tan sorprendentes como las que nos cuentas.
Los platos del zurrutraque, son sorprendentes por la mezcla inusual de ingredientes, pero seguro que están buenísimos. Pero lo que verdaderamente han dado totalmente en el clavo, es con el huevo friki :-( Efectivamente, ya no saben cómo darle vueltas a lo de toda la vida, para sorprender al personal, pero lo de servir un huevo frito en una copa, es lo más friki que oí en los últimos tiempos jajaja.

Un besín.

DelikatEssences dijo...

Efectivamente Nieves, sin duda, el huevo friki es la estrella del Zurrutraque :-), un aperitivo original para acompañar una copita de vino. Un saludo.

Marta dijo...

No sé cómo se me ocurre leer tu blog a estas horas, ¡qué hambreeeeeeeeee! :) Muy curioso lo de las botarruedas.

¿Tienes alguna recomendación por la zona de Barcelona o Tarragona?

Por cierto, ¿por qué los jazmines de Sevilla duran tanto? Es un misterio para mí. Todos los años intento que sobreviva uno aquí, pero no hay forma de que resistan. Creo que es por el aire, que lleva sal de mar (mi teoría peregrina). Me dijo un amigo que tendría que ir Sevilla a comprar un jazmín porque allí son más resistentes. En fin, otra excusa más para ir a Sevilla :)

DelikatEssences dijo...

Yo de Barcelona conozco sólo algunas cosas de mis escapadas esporádicas allí y sin duda, me encantan los restaurantes y puestos del mercado de Sta. Caterina. También comí muy bien la última vez en Cal Pep, tendría que buscar en mi cuaderno de viaje las anotaciones del momento. Pero si quieres buenas recomendaciones, visita el blog http://currycurryquetepillo.blogspot.com/ que Arantxi es toda una gastrónoma de primera.

Lo de los jazmines no sé que puede ser, el clima de aquí es muy extremo, pero es una planta que se da en abundancia. Mi abuela recuerdo que tenía uno precioso en su casa y todas las tardes nos mandaba a las nietas a recoger jazmines para ensartarlos en alfileres y ponerlos en todas las mesitas de noche, pues ahuyentaban los mosquitos :-) Un saludo.

Mer dijo...

Tú aprendes = yo aprendo, nosotros aprendemos... así que, sigue aprendiendo Jo.

El Gabinete de las Maravillas dijo...

Pero qué interesante todo!! Quiero ir a esa taberna prontito!!!
Da gusto leerte!!

DelikatEssences dijo...

Seguiremos aprendiendo sí.

El Gabinete de las Maravillas en el Zurrutraque :-)

Cris dijo...

Ah que envidia me das que después de los banquetes estos entras en una 36!!! dulce y odiosa amiga!!! jajaja :-)

tupersonalshopperviajero dijo...

jajajaaa, yo conocía la leyenda del hombre de piedra que está en la calle del mismo nombre. me la contaban desde pequeñita y me estremecía imaginándome la escena... lo que no sabía era la historia real!
deliciosas tapas. el sitio promete. habrá que visitarlo...
muxos bsits
;-)

DelikatEssences dijo...

Te lo recomiendo de veras, ya me contarás si vas. Ahora te mando un correo a tu blog con una recomendación, hoy hay una cosa interesantísima en la ciudad :-)

Claudia Hernández dijo...

Qué buen post, la verdad que sabes combinar muy bien anécdotas históricas, lingüísticas y gastronomía!
La comida es realmente tentadora!

DelikatEssences dijo...

Gracias Claudia :-) hay días que sin esperarlo se aprenden un montón de cosas, se sale de la rutina y compartirlo además es un placer.

Un abrazo,

Sorokin dijo...

Querida Madame Delikat. Tengo que hacer aquí una confesión vergonzosa. Tras leer tu, por otro lado magnífica e interesante, entrada, un soplo santotomasino se apoderó de mi caletre, y busqué "botarruedas" en Google. La primera entrada que aparece en la lista es... tu blog. Palabrita del niño Jesús. Prueba y verás.

De Zurrutraque, lo más fascinante son los precios. ¿De verdad que por tres euros te puedes zampar una pierna de cordero? Es como para ir a comer todos los días a Sevilla. Pillar un avión por la mañana, comer en la Taberna Zurrutraque y volver por la tarde a Bruselas

DelikatEssences dijo...

Qué cosas Monsieur Sorokin, pues sepa que buscando información de los botarruedas, descubrí que es una palabra sólo y exclusivamente utilizada en la ciudad de Sevilla, pues todos los enlaces que aparecían en Google estaban vinculados a ella. Mira que pronto añadieron los “espabilaos” la estrambótica entrada ;-)

En cuanto al precio de los platos, decirle que aquí se puede salir por muy poco a la calle y tomarse dos tapitas y un par de copas de vino y quedarse la mar de a gusto, además con calidad, nada de zafarrancho (qué palabrejas tiene el castellano). La cultura también es barata (museos, exposiciones, conciertos, teatro...). En Bruselas he salido menos, pero en Londres, donde viajo a menudo por vinculaciones de sangre, siempre me digo “dios mío menudo homenaje me daba yo en Sevilla con estas libras que me están desvalijando estos insensatos”. Luego hay otras cosas que aquí, por supuesto, no son tan de color de rosa... por eso lo bueno es alternar :-), así que no es mala idea la de coger un vuelo, agarrar la pierna de cordero a lo Obélix y por la noche tan a gusto en su casa bruselense...

Trueba dijo...

Si pones tentullos tambien sale este blog el primero

DelikatEssences dijo...

Pues con lo ricos que están ya podían proliferar más entradas que les rindan pleitesía.

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar vuestros comentarios, opiniones y sugerencias, y dar vida con ello a este blog. Se ruega cuidar la ortografía y el sentido de lo escrito.
NO SE PUBLICARAN COMENTARIOS ANÓNIMOS Y/O SOECES.

 
Ir arriba