Caprichos que perduran




Dicen que un capricho es una determinación que se toma arbitrariamente, inspirada por un antojo, por humor o por deleite en lo extravagante y original. Ignoro si fue esto o un deseo personal largamente meditado,  lo que llevó a María Josefa Alonso Pimentel de la Soledad, la novena Duquesa de Osuna que inmortalizó a finales del  XVIII el genial Francisco de Goya con sus también caprichosas pinceladas, a convertir las tierras de labor de su villa de recreo,  situada en la Alameda de Osuna, en El Capricho, uno de los parques más desconocidos de la Villa y Corte para propios y extraños y sin embargo, uno de los más hermosos.

Aquellas mentes racionales se quedarán con la última de las opciones, gustarán de imaginar a los arquitectos  favoritos de la nobleza de la época con sus afrancesadas influencias, plasmando sus ideas a golpe de escuadra y cartabón de madera. Otros más fantasiosos,  gozarán pensando que un capricho condenado por su naturaleza a ser efímero,  ha superado el paso del tiempo, que quizás sirvió de decorado al ilustre aragonés para pintar sus escenas de juegos populares en el campo  y que, sorprendentemente,  su romántica quietud salió indemne de varias invasiones, pues fue usado como cuartel de las tropas francesas y un siglo después, como cuartel general del ejército republicano en plena Guerra Civil.

Maravilloso lugar repleto de singulares rincones a lo largo de sus 14 hectáreas, como el Abejero que se construyó para el estudio del comportamiento de las abejas;  el Embarcadero o Casa de Cañas, realizado al estilo chinesco, muy de moda en aquella época,  que era utilizado por los invitados de los Duques de Osuna que gustaban de acudir al Casino de Baile en pequeñas embarcaciones (falúas) a través de la ría que atraviesa el recinto de norte a sur;  la Ermita, construida con aspecto ruinoso y en la que vivieron algunos ermitaños como Fray Arsenio... y tantos otros caprichos que os animo a descubrir por vosotros mismos si pasáis por Madrid. Os aseguro que merece la pena hacer esta parada y descansar del bullicio y  la vorágine de la gran urbe.


Visité el parque hace pocos días, en una corta estancia de fin de semana en la capital,  y estas son algunas de las imágenes que capté. Mi deseo, nada caprichoso, es volver en primavera o verano para disfrutar de las otras tonalidades del jardín y poder acudir además a los eventos culturales que en él se organizan.


Invierno en verde en El Capricho

La Casa de la Vieja, una representación del mundo rural


Invierno en malva en El Capricho



El puente de hierro más antiguo de España (1808)




Templete de Baco




La grieta de mi resbalón


El estanque


La Ermita



La Casa de las Cañas (embarcadero),  se conseva la construcción inicial que se restauró hace 10 años.



Rufus Wainwright - Grey Gardens


Rufus Wainwright, cantautor estadounidense-canadiense. Hijo de los cantantes de folk Loudon Wainwright III y Kate McGarrigle, y hermano de la también cantante Martha Wainwright. Su música tiene unas marcadas influencias líricas que van desde la ópera (a la que quiere dedicarse plenamente algún día para desconsuelo de los que seguimos su trayectoria más pop) hasta la chanson francesa pasando por el musical. En directo es maravilloso, divertido e irónico, lo recomiendo. El tema de la entrada pertenece a su segundo álbum de estudio "Poses".

18 delikados susurros:

Mer dijo...

Me ausento unos días y te has montado dos historietas Jo y ésta me ha encantado, ni idea de que existía este parque/jardín. Muy chulas las fotos.

Sorokin dijo...

Chapeau, Madame Delikat, magnífica entrada. Madrid "0ff the beaten tracks". Jamás hubiera supuesto que en ese rincón, al lado de la autopista de Barajas y por el que he pasado miles de veces, existiera ese parque tan romántico.

Y lo más sorprendente... que las grúas no hayan entrado todavía, porque está rodeado de urbanizaciones nuevas, por supuesto, con piscina y pista de "paddle", no faltaría más

DelikatEssences dijo...

Esto es una especie de poltergeist, que Monsieur Sorokin, cuyas gastadas botas han recorrido los 5 continentes de cabo a rabo, subido montañas y descendido a los fondos marinos más impenetrables, no haya pisado ese capricho de los Osuna antes que la Delikat???!!! Qué cosas... :-)

Claudia Hernández dijo...

Qué bonito post, y tienes razón que es un parque desconocido para los madrileños (hablando de manera general, claro).
El primer intento de blog que tuve, hablé de este parque... así que ha sido una bonita sorpresa encontrarme con esta entrada tuya!

DelikatEssences dijo...

Gracias Claudia, nuestras caprichosas mentes comparten el gusto por los jardines románticos :-)

Cris dijo...

Qué bien escribes niña :-). Y del resbalón bien no? jaja

DelikatEssences dijo...

Sí del resbalón bien :-), menos mal que no se percató nadie... Eso me pasa por ir con tacones al campo :-)

Sorokin dijo...

¿Resbalón, Madame Delikat? No será tan grave como el par de mangurrinas que le atizan a mi colega Richard en el anteúltimo episodio de Lost. ¡Quien lo hubiera dicho, Richard aguantando una soba!

Y digo el anteúltimo, porque ya me he visto el episodio 3. Ahora mismito. Pero, calma, no voy a contar nada (la verdad es que... bueno, mañana lo digo)

DelikatEssences dijo...

Lo de Richard me ha dejado fría, yo que lo hacía inmune a todo. Veremos a ver por donde salen... He leído por ahí que el 3º episodio ha defraudado mucho.

El resbalón fue una tontina.

tupersonalshopperviajero dijo...

Qué bonito lugar y fotos! Me lo apunto para cuando suba. Por cierto ¿fuiste a ver a Rufus cuando estuvo en Sevilla en el 2008? Fue en el Territorios en el Monasterio de la Cartuja. Uff. Me pareció increible tenerlo allí. Tan cerca... Este fue el post que subí. Con video incluido de Rufus en Sevilla:
http://tupersonalshopperviajero.blogspot.com/2008/06/rufus-en-territoriosbotero-feria-de-la.html
bss preciosa
;-)

DelikatEssences dijo...

Sí lo vi :-) allí estaba yo entre las primeras filas. Que bueno tu post.

Un abrazo,

Pepe dijo...

Te puedes creer que pasé un año viviendo en Madrid y ni sabía que existía este sitio?

Que vergüenza me doy :-(

Lo que se aprende contigo!!!

Un beso

DelikatEssences dijo...

Está lejillos de la gran urbe Pepe, pero ya tienes algo más que visitar la próxima vez :-)

nieves dijo...

Nunca había oido hablar de este lugar, y tu nos lo describes de una forma entrañable y magnífica. Dan ganas de adentrarse en esos mundos, tan lejos ya de nuestra realidad. Te felicito por el bonito reportaje, y por la suerte de haber podido disfrutar de este lugar tan especial.

Un besín.

DelikatEssences dijo...

Muchas gracias Nieves, tus palabras son siempre un bálsamo delicado. Un placer que pases por aquí.

Dédalus dijo...

Y tu blog lo es, una pequeña delicia...

Un abrazo volcánico.

Publicar un comentario en la entrada

Muchas gracias por dejar vuestros comentarios, opiniones y sugerencias, y dar vida con ello a este blog. Se ruega cuidar la ortografía y el sentido de lo escrito.
NO SE PUBLICARAN COMENTARIOS ANÓNIMOS Y/O SOECES.

 
Ir arriba