Tesoros ocultos, tesoros robados


Suele suceder que algunos lugares de las ciudades que habitamos permanecen ocultos a nuestros ojos, son testimonios callados de otra época y en la penumbra, desempeñan de forma discreta su labor de guardianes del tiempo. Espacios mágicos donde cada piedra habla por sí misma, convirtiendo el acto de descubrirlos en una reconciliación por nuestro olvido y un placer maravilloso. Algunos no tuvieron un pasado muy glorioso, ni se desarrollaron entre sus paredes épicos pasajes de la historia, ni tan siquiera tuvieron el honor de ser pisados por reyes y por poderosos nobles y obispos, sino por gentes del pueblo que trabajaron allí a sol y sombra, pero no por ello iban a dejar de ser importantes para nosotros. En Sevilla, como en muchas otras ciudades, hay varios lugares así, apenas aparecen en las guías turísticas y prácticamente son invisibles para sus habitantes, este es el caso de las Reales Atarazanas.


Se construyeron en 1252 por mandato del rey Alfonso X el Sabio, en una zona del barrio del Arenal cercana al río, para servir de astilleros donde construir galeras (de ahí la altura de las grandes naves de estilo gótico-mudéjar que podéis observar en las imágenes). Allí se instalaron durante siglos los carpinteros que daban vida a la madera además de otros oficios, como los pescadores y almacenistas que se dedicaban a la salazón del pescado. Su historia nos demuestra que fue un edificio civil vivo, sometido a múltiples transformaciones según conveniencia, pues en el siglo XVII cinco de sus 17 naves se utilizaron para construir el Hospital e Iglesia de la Caridad y un siglo después pasó a tener un fin menos bohemio, sirviendo de depósito y fábrica de artillería.


Hoy en día se han recuperado algunas de las impresionantes naves que conformaban el edificio, transformándolas en la sede de una Fundación Museo que en un futuro próximo albergará al CaixaForum. He asistido a varias exposiciones y obras de teatro clásico allí y considero que es un lugar especial para desarrollar este tipo de eventos, pero hace unos días no hubo ninguna excusa cultural de por medio, mi único objetivo era andar entre esas centenarias naves, cerrar los ojos, dejar volar la imaginación, oler y escuchar en el silencio a todos aquellos que antes le dieron vida. No es difícil imaginarse la construcción de galeras en esas altísimas naves y a los carpinteros subidos en los andamios de madera martillo en mano. Luego serían botadas y surcarían los mares en busca de mercancías exóticas de otros mundos, algunas no volverían jamás, engullidas por el mar o abordadas por temibles y fieros piratas... Y digo esto último, porque después quise completar mi soñadora ruta con la exposición "Mare clausum, mare liberum" que sobre la piratería marítima en la América Española de los siglos XVI al XIX está teniendo lugar hasta el 31 de mayo en el Archivo de Indias, otro de los edificios de la ciudad cuyo interior os invito a conocer (descubriréis además dos cuadros de Goya que habían permanecido ocultos al público hasta hace poco).



La exposición muestra documentos originales, maquetas, reproducciones de navíos y muestras del armamento utilizado por la Corona para defender los mares. También os encontraréis con singulares relatos, como la del pobre emperador azteca Moctezuma, que enterado de que las tropas españolas avanzaban hacia la capital, envió presentes a Hernán Cortes y sus hombres para que desistieran en su empeño. Pero mientras más regalos enviaba más crecía la ambición de éstos, que viendo el brillo y oropel de las ofrendas querían más y más (en la exposición podréis ver los documentos que dan fe de estos regalos). Moctezuma se negaba a un encuentro directo con Cortés pues lo creía un enviado del dios Quetzalcoat, y finalmente el 8 de noviembre de 1519, las tropas entraron en Tenochtitlán y el emperador fue hecho prisionero. El dicho "la avaricia rompe el saco" cobró aquí su sentido más estricto, pues los barcos que enviaban los regalos a España fueron abordados por un pirata. Un amigo mío diría que esto son cosas del karma...


Keren Ann - The harder ships of the world

Keren Ann es una cantante holandesa afincada en Francia de hermosa y sugerente voz. Su estilo mezcla la chanson francesa y el folk intimista, con sonidos modernos y refinados. En paralelo, Keren Ann forma parte de Lady & Bird, junto a Bardi Johannsson, del grupo islandés Bang Gang. El tema de hoy pertenece a su álbum homónimo (2007).

19 delikados susurros:

Cris dijo...

Me encanta que descubras sitios nuevos, no conocía las Atarazanas y mira que viví en Sevilla un laaaaaargo tiempo, además me encanta como lo cuentas. Gracias guapa :-)

DelikatEssences dijo...

Siempre tan bondadosa con tus comentarios, muchas gracias amiga :-)

Sorokin dijo...

Aparte de la magia que debe tener el sitio, tiene un nombre muy sonoro ¡Atarazanas!

"Estando Mio Cid en Atarazanas,
oyó el rumor de tambora lejana, etc"

No me siento con fuerzas para seguir, porque no me van a salir nada más que tontunas. Pero, de verdad, es un nombre que me fascina. Y tu post, como siempre, muy interesante y muy documentado.

DelikatEssences dijo...

A mi también me encanta el nombre Monsieur Sorokin, es de esas joyas que tiene el castellano. Seguramente daría para un post hablar de nuestras palabras preferidas en la lengua de Cervantes.

Anónimo dijo...

Hola, leo tu blog a menudo y me encanta, pero he pensado que los demás también tenemos que aportar algo. Aquí te pongo un par de sugerencias de música que he encontrado en un blog de economía ¡8-0 y me han recordado al tuyo.
modern drift de Efterklang
Glasgow Sky de Kama Aina

DelikatEssences dijo...

Muchas gracias, a los Efterklang los conocía y me gustan mucho, es otra de esas cosas buenas que vienen de tierras vikingas aparte del Ikea.
A Kama Aina no lo había escuchado nunca y tendré que investigar, lo que sí he descubierto es que Kama Aina es el nombre de la lengua que se hablaba en la isla de Hawai. Todos los días se aprende algo :-)

Mer dijo...

Pues no veas el listorro que tengo ya de excusas para visitar Sevilla de nuevo, gracias a ti :-)

Marta dijo...

No se puede negar que los de Caixa Forum tienen buen gusto para elegir edificios :). El verano pasado estuve en Salamanca, y los del CF habían organizado una exposición de Alphonse Mucha en la Casa Lis, una casa preciosa y escenario muy adecuado para las obras de Mucha. Por cierto, ¿has recomendado algún hotel o B&B por Sevilla?
Gracias y saludos desde Barcelona.

DelikatEssences dijo...

Hola Marta, pues hotel en Sevilla no he recomendado nada, pero si te hace falta la info, te comento que depende del tipo de hotel que se quiera o se esté dispuesto a pagar. En plan moderno y de diseño y en pleno centro, sin duda el Hotel Eme http://www.emecatedralhotel.com/. Estuve cenando en su terraza una noche y es una gozada, tienes encima la Giralda. Vistas impresionantes.

Si quieres algo más en la onda de hotel boutique, de pocas habitaciones y en pleno centro también, a mi me encanta el hotel Amadeus, lo veo una cucada en plan temático enfocado a la música clásica.

http://www.booking.com/hoteles/hotel/es/sevilla/amadeus-sevilla.html?aid=311090;label=hotel-18594-es-QJzHVngXscdleJ5dCEAPZAS3883851420;sid=b7cb734a8b0c81949d68efc1d3b127e7

Luego hay muchos sitios más claro está, dime que necesitas y te comento.

En otro orden de cosas, yo lo que espero es que la actividad cultura de Caixa Forum aquí, esté a la altura de Madrid y Barcelona, sería una aportación maravillosa para la ciudad. Un saludo desde el Sur más acuoso conocido.

DelikatEssences dijo...

Mer no seas pelota y no busques más excusas, a Sevilla tienes que venir a verme a mí.

Pepe dijo...

Muuuy chulo el post como siempre!

Yo también tengo tengo que ir...creo que desde noviembre no piso Sevilla. Tenemos pendiente ruta cultural y gastronómica. Que siempre que voy solo comemos :-))
Un beso

Silvia dijo...

Todo un espectáculo. Una maravilla más que hay que conocer en persona.

Besos.

Marta dijo...

¡Muchas gracias por las recomendaciones! Mi estilo es más el segundo, pequeño, bonito y curioso, ¡y es genial que esté céntrico! :)

DelikatEssences dijo...

Pepe no será por la falta de sugerencias :-), pero siempre os priva más comer.

Gracias Silvia y de nada Marta.

tupersonalshopperviajero dijo...

Qué preciosísimo post.
No conozco aún Las Atarazanas y ya las tengo apuntadas en mi agenda. Y esa exposición de la que hablas... qué bien suena. Otro apunte para mi listado cultural.
bss corazón
;-)

DelikatEssences dijo...

Pues te van a encantar ambas cosas, ya me contarás.

Un abrazo,

Gracias a todos por vuestra participación en el blog. Da mucha satisfacción contar cosas que luego son tan bien recibidas.

Claudia Hernández dijo...

Vaya, qué belleza de arquitectura, qué buen "descubrimiento" de un edificio tan antiguo como hermoso... una joya, la verdad.

Antonio Aguilar dijo...

Es un lugar espectacular, tiene rincones maravillosos, mis preferidos son los que están en la primera planta, desde allí ves unas postales de Sevilla que son alucinantes, sobre todo al atardecer, yo tuve dentro de lo malo, la suerte de hacer el Servicio Militar allí y conozco sus entrañas como mi casa. Ya hace muchos años de eso 1990 creo, pero tengo mucho interés en ver su aspecto actual. Tu entrada me ha traido muy buenos recuerdos. Gracias

Delikat Essences dijo...

Gracias Antonio, precisamente hoy nos enseñaran esa primera planta que tú comentas y que permanece oculta al público visitante.

Publicar un comentario en la entrada

Muchas gracias por dejar vuestros comentarios, opiniones y sugerencias, y dar vida con ello a este blog. Se ruega cuidar la ortografía y el sentido de lo escrito.
NO SE PUBLICARAN COMENTARIOS ANÓNIMOS Y/O SOECES.

 
Ir arriba